Si no sabes por dónde asomar, seguramente esta información te ayudará a planear la boda de tus sueños, como dijimos ayer, el primer paso es delimitar la cantidad de hacienda que estás dispuesto a pagar para el evento y delimitar el número. de invitados que desea. que estén presentes contigo en ese día. Con eso establecido, le sugerimos que lo distribuya de la ulterior forma.

1. Define tus prioridades

En primer emplazamiento, te recomendamos categorizar a los proveedores en esenciales, importantes y secundarios. Una gran pregunta que conviene hacerse al principio es ¿qué no puede humillar en mi boda? Con los proveedores categorizados sabrán por dónde asomar la planificación.

Categorizar proveedores

2. Divide tu presupuesto

Una vez que tengas claras tus prioridades, te recomendamos reservar con anticipación el emplazamiento del evento, el banco, DJ y fotógrafo, maquillaje y peinado, ya que casi siempre es lo más difícil de encontrar y lo que más hacienda requiere. Cotiza y compara siempre, hay muchas opciones que se adaptarán a tu inclinación y presupuesto, identificar los proveedores esencia te facilitará mucho la ordenamiento. En esta categoría incluso hay que tener en cuenta que, por lo militar, el vestido tarda seis meses en ser entregado, por lo que será cardinal buscarlo con anticipación.

3. Pregúntate dos veces si en realidad lo necesitas.

Luego de reservar y presupuestar artículos que son esenciales para usted, puede continuar programando proveedores que le gustaría tener en el gran día pero que no son esenciales. Un punto importante a considerar es preguntarse si vale la pena volver en esos detalles. barras especiales, cabina de fotos y las mesas de dulces son el claro ejemplo de ello.

Antes de contratar algo, pregúntate dos veces si realmente lo necesitas
Antaño de contratar poco, pregúntate dos veces si en realidad lo necesitas

4. Ahorra un porcentaje para imprevistos

Por si llueve o si hace frío… siempre puede acaecer una sorpresa que no hemos previsto. Por eso, es casi un requisito apartar un porcentaje del presupuesto original para no sufrir en los últimos días. Asimismo es muy importante preguntar a todos los proveedores el precio final con IVA incluido, de esta forma evitarás que situaciones inesperadas arruinen tu gran día.

Ahorra un porcentaje para cualquier imprevisto
Ahorra un porcentaje para cualquier imprevisto

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí